cerditovolador

I
Toma mi mano,
somos cuatro aquí,
cada uno ha invitado a su soledad.
Nada ha sido en vano
y todo lo sufrí,
ahora resulta ser la clave de mi felicidad.
Quiero perderme,
perderme en ti,
en tus ojos tristes
y en tu manera de decir,
que en mí,
encontraste un motivo para vivir.

II
Toma mis labios,
sólo estamos los dos,
las solitarias compañías se marcharon.
Todo ha sido por algo
y aquello que viví,
tomó sentido cuando tus labios me besaron.
Quiero amarte,
amarte como nadie
y de paso poder conseguir,
amarme a mí,
no pensar más en morir.

III
Toma mi cuerpo,
podemos ser uno,
siempre y cuando tú lo quieras así.
La nada se transformó en todo
y ahora incluso tu respiración,
consigue acelerar a mi corazón.
Quiero quedarme,
quedarme a tu lado,
con tus defectos y tus virtudes,
pues yo amo cada parte de ti.
Quizás no lo creas,
pero mi incluso mi soledad se ha enamorado
de tus tristezas
y secretamente me ha confesado,
que quiere hacerte feliz.